ORIGENES DE SABIÑANIGO

Prehistoria

Los primeros vestigios de Sabiñánigo datan de época romana, entre los siglos II y III de la era cristiana, en el trayecto de una vía romana secundaria que unía Huesca con Panticosa, dado que, por entonces, los listos de los romanos ya habían descubierto las aguas termales del que luego sería el Balneario de Panticosa. Y precisamente en la llamada Corona de San Salvador que vemos en la foto se estableció una villa para la guarnición de las legiones romanas al mando de Calvisio Sabino, llamada Sabiniacum, según una teoría, o simplemente fue una villa agrícola regentada por un tal Sabinianus, según otra teoría, de cuyos nombres provendría el de Sabiñánigo.

También el insigne maestro de Sabiñánigo, D. Salvador López Arruebo, basaba el origen del topónimo en un monje de San Juan de la Peña llamado San Iñigo. O la teoría de mosén José Pardo Asso, ilustrado cura de Sabiñánigo-Pueblo (Diccionario Etimológico Aragonés), quien le atribuía un origen griego con un bucólico significado: "juncos en el río".

La primera vez que aparece el nombre de Sabiñánigo es en un documento escrito en el monasterio de San Andrés de Fanlo, en el año 1.051. Para llegar al actual topónimo de "SABIÑÁNIGO" éste ha tenido que sufrir múltiples vaivenes en las grafías que figuran en textos medievales entre las que se encuentran las siguientes: Sabiganeko, Savivianego, Savignanego, Sabinnanego, Sauignaneco, Sabinganeko. Con lo fácil que hubiera sido dejarlo en Sabi, como todos los de aquí lo llamamos (creo yo que, más que por abreviar, por evitar futuras confusiones).

Restos de la villa romana de la corona de San Savador
En el año 1989, se llevarón a cabo unas prospecciones arqueológicas por el arqueólogo Javier Rey quien en su informe apunta la teoría de que se trata de una villa rural romana.

La corona de San Salvador es una finca de labor, de propiedad privada, por lo que los restos fueron documentados y vueltos a tapar, continuándose las labores agrícolas y sin que, hasta la fecha, se haya llevado gestión alguna respecto a algún posible tratamiento o acuerdo que pudiera poner en valor este importante (al menos para Sabiñánigo) yacimiento romano. Para algo el escudo de Sabiñánigo lleva el acrónimo de los estandartes romanos:
Los restos de la villa romana son, por tanto, los primeros vestigios de población afincada en la zona, pero el núcleo como pueblo se formó al otro lado del río Gállego, en la ladera sur de los Capitiellos, en la llamada Val Estrecha.


Monumento conmemorativo del Bimilenario de Sabiñánigo.1972. Diseñado por Julio Gavín

De una u otra forma, tras las normales deformaciones de los nombres a lo largo de la historia, acabó siendo lo que hoy es SABIÑANIGO, aunque algunos antiguos lo pronuncian como Samianigo refiriéndose siempre al pueblo original.

Núcleo rural del Sabiñánigo "original", conocido popularmente como SABIÑÁNIGO PUEBLO, a pesar de que, oficialmente, se ha bautizardo como Sabiñánigo Alto, pero que no han podido con la fuerza de la costumbre. Los vecinos de Sabiñánigo-pueblo para referirse al núcleo urbano del Sabiñánigo moderno dicen "el barrio", pues su origen fué "el barrio de la estación", al igual que los vecinos del barrio del Puente de Sardas.

No hay comentarios: